Page 3 - Revol12
P. 3

EDITORIAL

Rehabilitación psicosocial y asistencia
a la enfermedad mental severa en el marco
de las prestaciones de salud de los Sistemas
Sanitarios

J. J Uriarte

Presidente de la Asociación Vasca de Rehabilitación Psicosocial-ASVAR.

  La rehabilitación psiquiátrica, especialmente desde su                la mano de la genética y la biología molecular prometía un fu-
vertiente más comunitaria, toma impulso del conjunto de                 turo inmediato de avances determinantes en el conocimien-
transformaciones sociales, políticas, económicas y tecno-               to y tratamiento de la enfermedad mental, hasta el momento
lógicas que suceden en el mundo, a diferente velocidad, a               traducidos en poco más que una farmacologización de la
partir de la segunda mitad del siglo XX. El desarrollo eco-             asistencia psiquiátrica sin grandes cambios en los resultados
nómico y social permite la aparición, al menos en los países            globales asistenciales), la asistencia psiquiátrica parece cada vez
económicamente desarrollados y con regímenes políticos de-              más centrada en el corto plazo, en el tratamiento sintomáti-
mocráticos, de una cultura de respeto a los derechos hu-                co, relegando el tratamiento a largo plazo, el de la clínica per-
manos, una preocupación por las minorías y la instauración,             sistente, el de las secuelas y la cronicidad, a los espacios menos
en mayor o menor medida, de procesos dirigidos a procu-                 dotados y transformados del sistema sanitario y al sistema
rar una vida digna a las personas con enfermedades mentales.            social. A falta de que este conocimiento se desarrolle de for-
Los crecientes costes asistenciales de las camas hospitalarias,         ma suficiente, permitiendo estrategias preventivas y terapéu-
la aparición progresiva de elementos tecnológicos que per-              ticas más eficaces y con mayor impacto real en la prevalencia
miten un tratamiento más eficaz y la integración de la psi-             de enfermedades como la esquizofrenia y en evitar la croni-
quiatría en la asistencia sanitaria impulsan los llamados               cidad, es urgente que la asistencia sanitaria pública, responsable
procesos de reforma, palabra bajo la que subyacen muy di-               de la llamada Salud Mental, sea capaz de articular la aten-
versas (y no siempre afortunadas) actuaciones a menudo                  ción a esta población, considerándola una prioridad. En este
identificadas meramente con procesos de desinstituciona-                sentido, lo que llamamos rehabilitación es indistinguible de la
lización ideologizados, sin considerar las consecuencias de             organización de la asistencia continuada y a largo plazo de es-
actuar sobre partes del sistema y sin tener en cuenta el sis-           tas personas, integrando los medios disponibles y las técnicas
tema completo. Aun así, es probable que el balance global               eficaces conocidas, farmacológicas, psiquiátricas, psicológicas
sea positivo, a pesar del desarrollo incompleto y titubeante            y psicosociales, con las medidas sociales necesarias.
de esta transformación asistencial en muchos lugares, de-
sarrollo constreñido por dificultades reales de financiación              La consideración de la rehabilitación como parte esencial
del sistema público sanitario, de la realidad de pacientes              de la asistencia a la enfermedad mental severa se recoge en
muy difícilmente integrables, complejos y ocasionalmente                diversos documentos y recomendaciones de organismos
peligrosos, y de la insuficiente eficacia de los tratamientos,          locales, estatales e internacionales, incluyendo la Organi-
tanto farmacológicos como psicosociales, que deben soste-               zación Mundial de la Salud (OMS):
ner, más allá de las buenas intenciones, la mejoría clínica y
la calidad de vida de los pacientes y sus familias, objetivo fun-         “Los gobiernos, como garantes últimos de la salud men-
damental de un sistema sanitario público.                               tal de la población deben poner en marcha políticas, den-
                                                                        tro del contexto de los sistemas sanitarios generales y de las
  El concepto de rehabilitación, tomado de la medicina “fí-             disponibilidades financieras que protejan y mejoren la sa-
sica”, con sus conceptos simples de lesión, síntoma, secuela,           lud mental de la población […] Dichas políticas deben
se torna mucho más resbaladizo al ser aplicado a patologías psi-        asegurar el respeto por los derechos humanos y tomar en
quiátricas como la esquizofrenia, en la que el nivel actual de          cuenta las necesidades de los grupos más vulnerables. La
conocimientos impide separar síntomas de secuelas, en que la            asistencia debe moverse desde los grandes hospitales psi-
cronicidad puede adoptar formas clínicas en extremo vario-              quiátricos hacia servicios comunitarios [...] Los medios de
pintas, y en la que se confunden y entremezclan las conse-              comunicación y las campañas de sensibilización a la po-
cuencias sociales con la clínica de la enfermedad. Lo cierto es         blación pueden ser efectivos para reducir el estigma y la dis-
que en los últimos años (desde la década de los noventa, con            criminación […] Debe apoyarse a las ONG y a los grupos
la hasta cierto punto injustificada euforia biologicista, que de        de usuarios y familiares, útiles para mejorar la calidad de los
                                                                        servicios y las actitudes de la población […]”

                                                                                            Rehabilitación psicosocial 2004; 1(2):45-46 45
   1   2   3   4   5   6   7   8